Fernando León de Aranoa
Cine para los márgenes y los desoídos

Oswaldo Osorio

En el cine es muy difícil conciliar, por un lado, las realidades dramáticas con el humor, y por otro, que las películas gusten tanto al gran público como a la cinefilia más exigente. Fernando León de Aranoa ha conseguido ambas cosas en la mayoría de sus títulos de ficción y eso lo ha convertido, tal vez, en el director español más importante de este siglo. Si esto lo definieran los premios Goya (que son como los Oscar de España), definitivamente lo sería. Pero su obra va más allá de premios a la popularidad entre sus colegas y de las cifras de taquilla, porque su cine es entrañable y reflexivo, tan sencillo como profundo y con un compromiso con la realidad y con seres marginales que, sin duda, lo harán duradero.

Babylon, de Damien Chazelle
La gran ramera

Oswaldo Osorio

Esta película puede ser fascinante para un cinéfilo afecto a la mitología temprana del cine de Hollywood, pero también puede resultar extravagante, larga e insoportable para espectadores más desprevenidos o que disfrutaron del amorío melifluo y trillado de La La Land, dirigida por el mismo Chazelle. Y es que esta audaz y desinhibida obra es de esas que divide al público en dos, entre amores y odios. Este texto pertenece al primer grupo, el del cinéfilo que disfrutó su historia y excesos.

Video clips recomendados de 2022

La vida como un cuarto sucio y desordenado

1. Stromae - Fils de joie
Qué lejos se encuentra esto de Formidable, ese sencillo pero ingenioso video de hace una década donde este cantante belga se hace el borracho en una calle de Bruselas. Del minimalismo y el realismo de aquel, pasamos a una obra de grandes gestos que construye su mundo y tiempo propios. Es el funeral de una prostituta con honores de Estado y el discurso de su hijo. Lo demás, pura pompa, visualidad, colorido, coreografía y extravagancia. Un video potente y sugerente que tiene resonancias en un conocido relato contado muchas veces y por distintos medios: literatura (Bola de cebo), cine (La diligencia), música (Jenny y el Zepelin).

Películas recomendadas de 2022

Oswaldo Osorio

1. La peor persona del mundo (Joachim Trier)
Esta película habla de un nuevo tipo de ser humano, específicamente de mujer. Una mujer hija de su tiempo que redefine las relaciones afectivas (no solo amorosas) en la sociedad contemporánea. No es una mujer como las de antes, ni como las de los poemas, ni siquiera es el ideal feminista. Parece contrariar muchas reglas y a muchas personas, pero eso, valga decirlo, no la hace la peor persona del mundo. Además, es un filme tremendamente creativo visualmente, con unos recursos que no están solo para hacer alarde de ingenio, sino para decir cosas que solo la imagen en movimiento y el lenguaje del cine pueden decir.

PrevioPrevio
SiguienteSiguiente
NOTICIAS

Violencia: Ensayos críticos de cine (descargue el PDF)

Escuela de crítica de cine de Medellín
Este dossier sobre La violencia en el cine, es un espacio en que los estudiantes de la segunda cohorte de la Escuela de crítica de cine de Medellín, al finalizar su primer semestre, ponen en práctica el necesario discurso de la crítica y lo hagan en torno a un tema eternamente polémico y cargado de connotaciones, tanto éticas, estéticas como de contexto. Son ocho textos que, desde diferentes aproximaciones, autores, obras y latitudes, abordan el tema con el propósito siempre de trascender el simple argumento y más bien buscar apasionadamente la interpretación, crear conexiones entre las películas, así como con las distintas formas de conocimiento, y aplicarles el juicio y la razón, como lo promulgaba Bacon, aunque con ello algo se pierda de la magia del cine, pero también sabemos que se gana mucho.
Leer más
CINE COLOMBIANO

Realismo cotidiano en el cine colombiano

Oswaldo Osorio
Uno de los más importantes preceptos de la crítica de cine es tener presentes los diferentes cánones a los que se ajustan las películas, es decir, no juzgar un filme desde un canon o modelo al que no pertenece. A buena parte del cine, sobre todo el de entretenimiento y de género, se le aplica como canon la narrativa clásica o el paradigma aristotélico de los tres actos y el conflicto central, por ejemplo. Otro canon puede ser el realismo social, conocido también como realismo crítico, al cual pertenece una significativa tendencia del cine latinoamericano de los años sesenta y setenta, un cine comprometido con su contexto socio-político.
Leer más

RECIBA EN SU CORREO LA CRÍTICA DE LA SEMANA

Busca en nuestro sitio

Cine en viñetas

TRÁILER

Enlaces Amigos

Kinetoscopio